15/04/2024

Noti-Economia

Noticias de economía

Noti-Economia: ¿Qué es la Venta en Corto? Descubre las Inversiones Bajistas en el Mercado

La venta en corto, conocida como «short selling» en inglés, es una estrategia de inversión que puede parecer arriesgada, pero que desempeña un papel importante en los mercados financieros. A menudo, esta estrategia se hace famosa por episodios mediáticos, como los acontecimientos en Reddit o más recientemente en Grifols relacionados con Gotham. En este artículo, te explicaremos en detalle qué significa «invertir en corto» o «a la baja» y cómo funciona esta operación financiera que no es apta para inversores con aversión al riesgo.

¿Qué son las Posiciones Cortas o «Ponerse Corto»?

Invertir en corto, o tener posiciones cortas, implica apostar a la baja en el precio de un activo. En el mundo de la bolsa, es más común que los inversores compren acciones con la expectativa de que su valor aumente, lo que se conoce como posición alcista o larga. Sin embargo, existen formas de inversión que permiten apostar por la caída de un activo, ya sea una acción, una divisa o un índice. Esto se logra abriendo posiciones cortas, lo que también se conoce como ponerse corto en un valor. Además de ser una estrategia especulativa, se utiliza a veces para proteger inversiones ante la volatilidad o para reducir riesgos.

¿Cómo Funciona la Inversión a la Baja?

El proceso de invertir en corto se divide en varias etapas:

  1. El inversor toma prestados títulos de una compañía a través de un bróker que ofrece este servicio. En este punto, adquiere una deuda con el bróker y se compromete a devolver el préstamo y los títulos en un futuro, acordando previamente el plazo para hacerlo
  2. Una vez que el inversor ha tomado prestados los títulos, los vende en el mercado como si fueran de su propiedad, obteniendo ingresos por esta venta.
  3. Si el precio del activo disminuye, como se esperaba, el inversor puede comprar los títulos de nuevo a un precio más bajo en el mercado abierto.
  4. Luego, el inversor devuelve los títulos al bróker o entidad que los prestó inicialmente. La diferencia entre el precio de venta y el de compra representa la ganancia del inversor en la operación. Sin embargo, si el precio sube en lugar de bajar, el inversor sufrirá pérdidas, ya que deberá comprar los títulos a un precio más alto.

 

Riesgos y Consideraciones Importantes

Es importante entender que la venta en corto conlleva riesgos significativos, ya que las pérdidas pueden ser ilimitadas si el precio del activo aumenta considerablemente. Además, se aplican regulaciones y restricciones en diferentes mercados y países para evitar prácticas abusivas o excesivamente arriesgadas.

La venta en corto suele realizarse a corto plazo, a menudo en intradía, aunque algunos inversores mantienen la posición abierta durante más tiempo.

Invertir en Corto como Cobertura

Además de su uso especulativo, la inversión en corto se utiliza como mecanismo de cobertura para proteger una posición larga o alcista. Esto permite a los inversores compensar la caída del valor en el que han invertido con las ganancias generadas por la venta de su posición corta, minimizando así el riesgo de su inversión.

Inversores que Realizan Inversiones en Corto

Esta estrategia es común entre hedge funds, fondos de gestión alternativa y otros inversores de alto riesgo. Pueden aplicarla a diversos tipos de activos financieros y combinarla con operaciones a crédito para multiplicar su inversión.

El Papel de los Inversores en Corto en los Mercados

Los inversores en corto a veces son criticados por los inversores minoritarios, a quienes a menudo se les tacha de especuladores. Sin embargo, algunos argumentan que los inversores en corto aportan liquidez al sistema, ya que su presencia aumenta la oferta y la demanda de acciones en el mercado.

Regulación y Operaciones en Corto

Los reguladores, como la CNMV, establecen requisitos de transparencia que obligan a la comunicación de posiciones cortas que superen ciertos umbrales. En ocasiones de alta volatilidad, como en 2011, los reguladores pueden prohibir temporalmente las ventas en corto de acciones para estabilizar los mercados financieros.

En resumen, la venta en corto es una estrategia financiera que permite a los inversores apostar por la caída de un activo y proteger inversiones existentes, pero conlleva riesgos considerables. Es fundamental comprender completamente esta estrategia antes de utilizarla en tus inversiones.

 

Ver fuente