13/06/2024

Noti-Economia

Noticias de economía

Puntos principales
  • En un ambiente de alta competencia, los emprendedores necesitan adquirir nuevas habilidades y herramientas para tomar decisiones más rápidas y acertadas.
  • La respuesta está en el análisis y la toma de decisiones basadas en datos.
  • Entre otras ventajas, la inteligencia de negocios aumenta la productividad de la empresa, permite detectar oportunidades antes que la competencia y anticipa tendencias.

A medida que el negocio crece también aumentan los problemas y los retos. Es entonces cuando los emprendedores necesitan adquirir habilidades y herramientas nuevas para tomar decisiones más rápidas y más acertadas. De eso se trata la inteligencia de negocios.

Al contrario de lo que muchos suponen, no se trata de una disciplina ligada solo a los grandes corporativos, o relacionada con sofisticados procesos de inteligencia artificial. Cuando hablamos de business intelligence, nos referimos al análisis y a la toma de decisiones basadas en datos. Esto es algo que, gracias a la tecnología, se volvió accesible para los negocios de todo tamaño.

Por ello, en esta nota queremos explicarte qué significa hacer inteligencia de negocios, cuáles son sus beneficios y cómo aplicarla a través de procesos sencillos en tu pequeña y mediana empresa (pyme).

Qué es la inteligencia de negocios

Se trata de los procesos, prácticas y herramientas utilizados para recopilar, integrar y analizar datos sobre una empresa. Su misión es ayudar a tomar decisiones basadas en datos objetivos, útiles y que pueden obtenerse en tiempo real.

En cuanto al porqué incorporarla como una práctica regular en el negocio, tiene muchas ventajas principales, como:

  • Ofrece un panorama más claro sobre la organización y su desempeño
  • Afina procesos
  • Aumenta la productividad de la empresa
  • Permite detectar oportunidades de negocios antes que la competencia
  • Identifica puntos débiles y oportunidades de mejora en productos y servicios
  • Anticipa tendencias y potencia los resultados del marketing
  • Mejora la relación con el cliente
  • Brinda a los empleados herramientas para que puedan hacer mejor su trabajo
  • Genera un mayor retorno de la inversión

Como vemos, la inteligencia de negocios puede ser de gran utilidad para todas las áreas del negocio, desde Producción y Finanzas, hasta Marketing y Atención al Cliente.

Componentes

Antes de contarte cómo puedes incorporar esta práctica en tu pyme, es importante que sepas cuáles son sus componentes más importantes.

1) Fuentes de información. Los datos pueden obtenerse a través de: listas de contactos del área de marketing, CRM, hojas de cálculo, plataformas de facturación y contabilidad, registros de llamadas del call center.

2) Minería de datos. Esta técnica permite procesar y explorar grandes conjuntos de datos para descubrir patrones, tendencias, comportamientos ocultos y cambios relevantes.

3) Softwares de análisis de datos. Permiten cruzar información y generar reportes útiles para la toma de decisiones. Un buen ejemplo es un software de administración empresarial, como Aspel SAE, que controla todo el ciclo de compraventa de un negocio y analiza a profundidad la relación con clientes y proveedores, el flujo de efectivo y el desempeño de productos y servicios.

4) Sistemas para el almacenamiento de datos. Las empresas pueden almacenar sus datos en discos duros, servidores propios y, lo más recomendable, en plataformas de almacenamiento en la Nube que incluyen herramientas de gestión de datos.

El paso a paso de un proceso de inteligencia de negocios

Ahora sí, veamos cuáles son las diferentes fases del business intelligence.

#1. Fijar objetivos y planificar. Si estás decidido a aprovechar las ventajas de esta disciplina, lo primero que tienes que hacer es definir cuáles son las necesidades de la empresa y qué respuestas necesita.

#2. Recolectar información. Una vez identificada la información que necesitamos, hay que solicitarla o recopilarla a través de las fuentes de información que mencionamos antes. Es importante que el criterio de recolección sea amplio para no dejar datos significativos afuera y generar desviaciones en el análisis.

#3. Almacenar y procesar datos. Toda la información debe quedar registrada en una sola plataforma para la verificación y clasificación de datos.

#4. Analizar. En esta etapa se generan reportes útiles y se obtienen indicadores relevantes para la toma de decisiones inteligentes. Por ejemplo, para contrataciones nuevas, lanzamiento de productos, ajustes de precios, etc.

En conclusión, la inteligencia de negocios se ha convertido en una herramienta imprescindible para aquellos dueños de negocios que hayan superado la etapa de la supervivencia y estén enfocados en el crecimiento sostenido. Con el avance de Internet y la digitalización la cantidad de datos a los que tenemos acceso crece exponencialmente. Los clientes se vuelven más exigentes. La competencia avanza. Es por eso que el análisis de datos se vuelve una ventaja competitiva importantísima.

***

Síguenos en Facebook

Contenido relacionado con este artículo:

Te recomendamos también:



Ver fuente